Este martes, el gobierno ingresó el proyecto de ley que busca mejorar el sistema de pensiones.

Entre los puntos centrales que se destacan en el documento está el incremento de la tasa de cotización obligatoria para pensiones en 4 puntos porcentuales, de forma gradual y anual en ocho oportunidades, partiendo desde el primer día del mes siguiente al de la publicación de la ley.

Lee también: Cadem: 61% de los chilenos está de acuerdo con la reforma a las pensiones del Gobierno

Este incremento será de cargo del empleador en el caso de los trabajadores dependientes y del propio trabajador en el caso de los independientes. Así, cada punto de aumento en la cotización obligatoria pagado durante toda la vida laboral implica un 10% de aumento en la pensión de vejez autofinanciada.

También se considera en el texto que, desde ahora, los trabajadores podrán decidir libremente si aportar todo o parte del aumento de la cotización obligatoria de 4 puntos a su cuenta individual en la AFP o a una cuenta individual, en entidades administradoras de planes de ahorro complementario para pensión que se crean para este efecto.

Otras informaciones: Secretario general de la CUT criticó la reforma de pensiones: “Las AFP fueron un modelo impuesto en dictadura”

Todas las administradoras deberán ser de giro exclusivo y estarán sujetas a la misma regulación y fiscalización por parte de la Superintendencia de Pensiones, que permita resguardar el ahorro de los afiliados al sistema.

A la vez, para incentivar la postergación en la edad de pensión, el proyecto propone autorizar a quienes extiendan la edad de pensión de vejez, el retiro de un monto igual al 50% de la diferencia positiva entre el saldo acumulado en las cuentas individuales al momento del retiro y el saldo necesario para financiar la pensión que hubiesen obtenido a la edad legal de pensión.

Más detalles en el documento:

Tags:

Deja tu comentario