imagen_principal-5681.jpg
{"multiple":false,"video":[]}

Continúa el problema de la extracción indiscriminada de huiro o alga parda en Iquique, lo que se traduce en un daño al ecosistema marino de la zona.

Así indica la información entregada por Sernapesca de Tarapacá, que señala que 6 de cada 10 infracciones cursadas en esta región durante 2017 corresponden a faltas por extracción ilegal de algas pardas.

Además, el balance precisa que 23 toneladas de recursos pesqueros de origen ilegal fueron incautadas y se cursó 63 infracciones a la normativa de pesca.

Tags:

Deja tu comentario