{"multiple":false,"video":{"key":"czfEVwJEzbL","duration":"00:13:01","type":"video","download":""}}

Este jueves comenzará a regir la alerta sanitaria en Quintero y Puchuncaví, que permitirá a la Seremi de Salud paralizar o disminuir faenas de empresas cuando se den las condiciones necesarias.

Los vecinos de Quintero salieron nuevamente a las calles durante la jornada, exigiendo medidas concretas para disminuir las emisiones de gases contaminantes y la vocera de Mujeres de Zona de Sacrificio de Quintero y Puchuncaví en Resistencia, María Teresa Almarza, estuvo en Hoy Es Noticia.

Para Almarza la medida, que fue aprobada por Contraloría el martes, “no significa mucho”: “tenemos serias reservas de la veracidad de fondo de esta medida que ha asumido el Ejecutivo”.

La vocera criticó que “las autoridades no han sido muy definidas con la población”, y apuntó a que se debe a temas de conveniencia del gobierno. “Probablemente la ENAP es una empresa en la que pueden tomar decisiones sin mayores consecuencias”, señaló, a diferencia de otras compañías transnacionales.

“Desde el fondo de mi corazón, que se fueran y desaparecieran del mapa, pero eso es como una fantasía. Lo razonable es que las empresas hagan lo que tienen que hacer pero de forma limpia y sin recurrir a engaños“, indicó.

Por ahora continuarán con las movilizaciones y mantendrán el contacto con las organizaciones nacionales e internacionales que los apoyan.

“Esto lo venimos denunciando hace mucho, si no ha caído gente muerta en la calle no sé por qué ha sido”, sentenció.

Tags:

Deja tu comentario