{"multiple":false,"video":{"key":"yff0LN4hf10","duration":"00:01:09","type":"video","download":""}}

La Subsecretaría de Telecomunicaciones dio el vamos para que la compañía de internet satelital del multimillonario sudafricano Elon Musk pueda operar comercialmente en Chile.

Starlink, obtuvo el permiso de operación en cinco estaciones terrestres conectadas con satélites, que estarán ubicadas en Caldera, Coquimbo, San Clemente, Puerto Saavedra y Puerto Montt.

“Ahora ya está en condiciones de ofrecer su oferta comercial a lo largo del país. Como Gobierno buscamos generar las condiciones para que los usuarios puedan tener diferentes alternativas de conectividad, con conexiones de alta velocidad que permiten que puedan acceder a contenidos onlines en cualquier lugar del país”, afirmó la ministra de Transporte y Telecomunicaciones, Gloria Hutt.

Con esto, Chile se convertirá en el primer país a nivel latinoamericano en contar con los servicios de Musk. Starlink es un proyecto de la compañía tecnológica SpaceX, propiedad de Musk, que busca dar conectividad a zonas aisladas o rurales donde es complejo llegar con infraestructura digital como fibra óptica o red móvil.

Lee también: Starlink bajo escrutinio: Astrónomos señalan el impacto de miles de satélites en futuros hallazgos espaciales

El sistema de internet, dependiente de la constelación de satélites de baja órbita que la empresa aeroespacial ha lanzado al espacio, se ha convertido en una revolución mundial en materia de conectividad digital.

La empresa entregará internet de banda ancha, de baja latencia y alta velocidad con un alcance de unos 100 metros a la redonda. En el caso de que un cliente quiera contratar Starlink deberá comprar un kit que incluye una atenta y un enrutador de wi-fi, entre otras cosas, por un valor cercano a los $467.000, además del envío que cuesta $95.800. En tanto, los planes costarán desde $92.600 mensuales.

Tags:

Deja tu comentario