imagen_principal-6751.jpg
{"multiple":false,"video":[]}

Investigadores del Reino Unido, del Instituto Babraham, del Instituto Europeo de Oncología de Italia y de la Universidad de Campinas de Brasil, descubrieron algunas interesantes formas para prevenir determinados tipos de cáncer.

Llegaron a la conclusión determinando que ciertas bacterias del intestino luchan contra las infecciones y que previenen este tipo de enfermedades mortales.

El estudio fue publicado el Nature Communications hace sólo tres días donde detallan cómo es que algunos productos químicos modifican el contenido genético de moléculas que están en el recubrimiento intestinal, estos productos químicos resultarían de la digestión de frutas y verduras, generan cambios en la actividad de los genes y cambian el comportamiento de las células.

Según detallara el medio especializado, Sciende Daily, los científicos aseguran que los ácidos grasos de la cadena corta aumentan el número de marcadores químicos en los genes y disminuyen la cantidad de HDAC2, proteína histona deacetilasa 2.

¿Qué tiene que ver esta proteína con el cáncer?

Los investigadores aseguran que si aumenta el HDAC2, también se incrementa el riesgo a sufrir cáncer colorrectal y que resulta vital controlar los marcadores químicos que generan inflamación en el tracto intestinal.

Por todo lo anterior aconsejaron mantener una dieta rica en fibra procedente de legumbres verduras y frutas que son fundamentales para controlar e incluso disminuir el comportamiento de los génes de esas células que se encuentran en el intestino.

La idea de estos científicos es, con el conocimiento que ahora tienen sobre la proteína HDAC2, que en un futuro no tan lejano puedan encontrar un medicamento que signifique la cura contra el cáncer.

Mientras, no está demás seguir sus consejos nutricionales.

Los alimentos recomendados son limones, naranjas, lechugas, pimentones, tomate, arándanos, palta, lentejas, garbanzos, rúcula, berros, entre otros.

En general el consumo de frutas cítricas puede reducir el riesgo de cáncer de mama y evitar también su proliferación. Pero no es el único cáncer del que previene también hay citotoxicidad para el cáncer de colon, de páncreas, de hígado, leucemia y otros.

Tags:

Deja tu comentario