imagen_principal-2667.jpg
{"multiple":false,"video":[]}

La revista científica “Nature”, publicó un estudio que revela que desde 2016 ha muerto la mitad de la fauna de la Gran Barrera de Coral en Australia.

El anuncio generó preocupación pues éste es considerado el arrecife de coral más grande del mundo ya que se extiende por 2.600 kilómetros por la costa de Australia.

El calentamiento global y por ende, la subida de temperatura, provocó que este arrecife y sus seres vivos estén desapareciendo rápidamente por lo que se conoce como “evento de blanqueamiento”.

En 2016 el agua del sector estuvo a una temperatura “peligrosamente caliente”, según científicos, lo que causó estragos.

Según consigna “Nature”, las especies más afectadas fueron el coral cuerno de ciervo (Acropora cervicornis) y el coral tabular.

Terry Hughes, autor del artículo y director del Centro ARC de Excelencia para Estudios de Arrecifes de Coral (CEEAC), detalló que “Un tercio de los corales murió en un período de nueve meses”. 

“Se podría decir que [el ecosistema] ha colapsado […] Se ha transformado en un sistema completamente nuevo que se ve y se comporta de manera diferente, funcionando de otro modo respecto al de hace tres años”, añadió Hughes.

Terry Hughes agregó que en 2017 ocurrió nuevamente este fenómento y que el único culpable de este calentamiento, que afecta directamente a la vida de los corales, es el ser humano.

Expertos anunciaron que de aquí a 50 años la Gran Barrera de Coral desaparecerá y agregó que es probable que los objetivos del Acuerdo Climático de París no se cumplan, sobre todo luego que Donald Trump decidiera abandonarlo en 2017.

Tags:

Deja tu comentario