imagen_principal-10162.jpg
{"multiple":false,"video":[]}

La World Wildlife Fund (WWF) publicó un comunicado donde anuncia que a principios de este año, durante la temporada de reproducción, fallecieron los pollos de 18.000 parejas de pingüinos adelaida en la Antártica. 

Esta catástrofe, según el organismo, es consecuencia de la poca protección que tienen las aguas de la zona, que sufren por el cambio climático, ya que los padres tuvieron que ir en busca de comida muy lejos por una “inusual capa de hielo”. 

Las condiciones climáticas no permitieron que las crías esperaran por el alimento, por lo que sólo 2 de ellas sobrevivieron. 

Organizaciones como la Convención para la Conservación de Recursos Vivos Marinos Antárticos buscan la creación de una Nueva Área Protegida Marina para las aguas del este de la Antártida. La iniciativa ayudaría a “asegurar un futuro para la increíble vida salvaje y la biodiversidad marina”.


 
Tags:

Deja tu comentario