imagen_principal-5420.jpg
{"multiple":false,"video":[]}

El expresidente Barack Obama y su esposa Michelle Obama participaron de la tradicional ceremonia de quitar el velo del retrato pintado de cada uno, cuadros que permanecerán en la National Portrait Gallery del Smithsonian.

Esta tradición se remonta a George Washington y John Adams, luego que el segundo asumiera su cargo como Presidente y decidiera colgar el retrato del primero en su honor.

Actualmente 43 Presidentes y Primeras Damas cubren los muros del edificio.

Pero Obama no siguió del todo la tradición. La pintura retrata al ex presidente sentado con un fondo de flores, muy distinto a los anteriores retratos, donde posaban junto a diferentes símbolos patrios.

El artista Kehinde Wiley, quien fue elegido por Obama, expresó su emoción y comentó que “ser el primer pintor afroamericano en retratar al primer Presidente afroamericano de los Estados Unidos es absolutamente sobrecogedor“.

Obama destacó de Kehinde que “se preocupó de escuchar cómo me imaginaba la pintura antes de hacer lo que él pretendía hacer“.

Por su parte, la pintura de la ex Primera Dama fue creada por la artista Amy Sherald, también afroamericana.

Finalmente, el ex Presidente bromeaba junto a los asistentes y señaló: “Traté de negociar tener menos canas, pero la integridad artística de Kehinde no se lo permitía“.

Tags:

Deja tu comentario