A causa de la complicada situación que vive Colombia, finalmente se optó por suspender el partido entre Independiente de Santa Fe y River Plate, el cual estaba programado para este miércoles por la tercera fecha de la Copa Libertadores.

Según informó TyC Sports, el encuentro se iba a disputar en un principio en la ciudad de Armenia, pero las autoridades de la zona advirtieron que no podían garantizar la seguridad del duelo, debido a las masivas manifestaciones que se produjeron estos días.

“La Conmebol convocó a una reunión con el alcalde y pidió que le garantizaran la seguridad en el estadio para llevar a cabo el partido. Debido no solamente a la situación por la pandemia sino también a una protesta social, consideraban que habían que tener un dispositivo mayor al que normalmente se tiene”, explicó en conversación con este canal John Edgar Perea, asesor de la municipalidad de Armenia.

Lee también: El mensaje de J Balvin al presidente de Colombia: “Duque, paremos esta guerra civil”

Es más, desde este lunes, a través de las redes sociales, se estaba convocando a una marcha en las afueras del estadio con el fin de suspender el duelo. “Nos haremos escuchar de la prensa internacional, no dejaremos que se realice el partido entre Santafe y River”, advertía la publicación.

Ahora, se especula que el partido podría aplazarse para este jueves en Asunción, situación que todavía no es confirmada por la Conmebol.

Lee también: Shakira rompe el silencio y llama al gobierno colombiano a que “pare ya la violación de DD.HH.”

De cualquier forma, el chileno Paulo Díaz no estaba considerado en River, esto para darle descanso y que llegue en la mejor forma física a la última fecha de la Copa de la Superliga argentina.

Tags:

Deja tu comentario